Juego de identidades y valor: la crianza como ‘pulmón de Rioja’

TRASIEGA (Archivo Consejo Regulador DOCa Rioja)

Como he venido recordando en varios artículos desde 2014, se han cumplido cuarenta años desde que Rioja se inventara un criterio clasificatorio de los vinos en función del envejecimiento, ‘reglamentando’ así a partir de 1980 el envejecimiento en barrica que las bodegas practicaban desde el Siglo XIX y creando las categorías aún vigentes de ‘joven’, crianza, reserva y gran reserva (ver por ejemplo “Las contraetiquetas que certifican el envejecimiento en barrica de los vinos de Rioja cumplen 40 años”, del 03/03/2014). Los resultados, tanto en términos de imagen como de retorno económico, han superado cualquier previsión, hasta el punto de que podemos considerar los vinos tintos criados en barrica el principal soporte económico del sector vitivinícola riojano, es decir, “el pulmón de Rioja”. Además, estos vinos han pasado a formar parte indisociable de la identidad de Rioja, donde tradicionalmente las innovaciones iban llegando de forma tranquila y muy meditada. Sin embargo, en poco tiempo ha vivido una auténtica cascada de novedades: vinos blancos de nuevas variedades, vinos de pueblo, espumosos de Rioja, vinos de varietales minoritarios, ‘Viñedos Singulares’… Son la punta de lanza de la Denominación y, como tal, acaparan todo el interés mediático y del propio sector. Un buen ejemplo de la inquietud que provoca esta nueva figura entre los técnicos ha sido la iniciativa de la Asociación de Enólogos de Rioja, que ha dedicado su tradicional jornada de reflexión ‘postvendimia’ a analizar los retos que plantean los ‘Viñedos Singulares’. Ante esta cascada de novedades, que también han llegado cargadas de ilusiones, hemos considerado oportuno poner de nuevo el foco sobre el vigente modelo de clasificación de los vinos de Rioja y su peso en la economía del sector, pues el socorrido ‘karma’ de la innovación puede conducir a la dispersión y a una pérdida de identidad nefasta para el negocio del vino. Las modas se convierten a menudo en las hojas que no dejan ver el bosque y, aunque resulte una obviedad decirlo, no hay que perder de vista cuál es la imagen que Rioja proyecta entre los consumidores para atinar con las futuras estrategias comerciales y promocionales. En todo caso, es necesario subrayar el gran esfuerzo que se ha hecho para reforzar la calidad en todas las categorías, tanto por parte de las bodegas como de los productores de uva. Y esta mayor exigencia de calidad no solo contribuye a incrementar el valor, un objetivo prioritario para Rioja, sino que hoy en día resulta sencillamente una cuestión de supervivencia. El objetivo no es ya alcanzar estándares aceptables de calidad, sino el máximo nivel de excelencia, del mismo modo que la Academia Riojana de Gastronomía pretende conseguir que la gastronomía riojana –protagonista del número ‘navideño’ de La Prensa del Rioja– proyecte al mundo una imagen de excelencia, dotada de identidad propia y que trascienda el tópico “tierra de buen comer”. Como asegura su presidente, Pedro Barrio, “la búsqueda de la excelencia en todos los niveles puede hacer que capitalicemos y rentabilicemos un fenómeno global, como el de la gastronomía, que tiene en nuestra tierra un destino abonado, pues tenemos territorio, singularidad, autenticidad, calidad e historia”. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja).

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Gastronomía, Vinos y Bodegas

El poder del vino, en femenino

“La historia del Rioja también se escribe en femenino”, titulábamos en la portada del nº 218 de La Prensa del Rioja un bonito reportaje protagonizado por siete bodegueras que coincidían en “plantear el tema de la gobernanza del Rioja desde el más puro pragmatismo y pensando en el fin antes que en los medios”. Cuestión de estilo. Lo recordaba mientras escuchaba a la nueva presidenta de La Rioja, Concha Andreu, realizar un emotivo elogio del vino y de las mujeres del vino en su primer discurso público con motivo del acto institucional de las Fiestas de la Vendimia Riojana 2019 celebrado el pasado 21 de septiembre en el Paseo del Espolón de Logroño. Paseo que preside la estatua ecuestre del general regente Espartero, de cuya hacendada esposa logroñesa, doña Jacinta Martínez de Sicilia, Duquesa de la Victoria, eran la bodega y terrenos en los que inició su aventura bodeguera el amigo y compañero de armas de Espartero, Luciano de Murrieta, en 1877. Mujeres del vino, mujeres poderosas. Como las siete protagonistas de nuestro reportaje, mujeres con poder de decisión al frente de otras tantas bodegas que representan la diversidad de modelos empresariales de la D.O.Ca. Rioja: Cristina Forner, Carmen Enciso, Marisol Ruiz Ijalba, Conchi López, Raquel Pérez, Gloria Santamaría y Victoria Cañas. Todas de acuerdo en conceptos clave como ‘esfuerzo’, ‘constancia’ o ‘memoria empresarial’, todas de acuerdo en que los cambios en la Denominación se deben hacer con los pies en el suelo. Sin duda, manos muy seguras para conducir el futuro del Rioja.

 

Concha Andreu muestra a la ministra de Industria, Comercio y Turismo del Gobierno de España, Reyes Maroto, el tinanco en que se acababa de hacer el acto del ‘pisado de la uva’ con que se conmemora la Fiesta de la Vendimia Riojana.

Coincidió la publicación de nuestro reportaje con la representación en Logroño de la obra clásica de Aristófanes ‘La Asamblea de las Mujeres’, en versión del riojano Bernardo Sánchez, que plantea en clave humorística un hipotético gobierno capitaneado por mujeres. ¡Mira por donde! Si entonces nos vino al pelo para hilar el argumento, ahora resulta miel sobre hojuelas. Hemos pasado de lo hipotético a lo real y la máxima autoridad riojana es mujer y, por ende, una mujer del vino, una enóloga bien curtida en vidagos y ensamblajes, que ha hecho bandera de su profesión y asumido el riesgo de cambiar el contenido tradicionalmente político y generalista del discurso institucional ‘del pisado de la uva’ por un monográfico del vino. No voy a emular el sentido metafórico de algunos pasajes del discurso de la presidenta con alegorías que exijan esfuerzos interpretativos y, como muestra de coincidencia, me reafirmo en lo aquí escrito en su día: “sin ser las grandes olvidadas, lo cierto es que el mundo del vino –palabra masculina– ha relegado a la invisibilidad durante muchos años el papel decisorio de las mujeres, las mismas que han venido trabajando desde siempre en la viña y cada vez más en la enología, palabras ambas femeninas”. También recordé fugazmente, mientras escuchaba el homenaje de la presidenta a las mujeres ‘trabajadoras del vino’ y sus palabras de respeto hacia las enseñanzas recibidas de ellas, que nuestra revista publicó hace ya treinta años el primer reportaje sobre las mujeres enólogas (“La sensibilidad femenina al servicio del vino: María Larrea, Laura García y Carmen Martínez”). Dentro de un colectivo eminentemente masculino, eran muy escasas en aquella época, en la que solo despuntaban en el panorama nacional algunos nombres tan señeros como el de Isabel Mijares. Excepciones en un negocio ‘de hombres’, en el que la progresiva incorporación de las mujeres adquiría tono de normalidad, como resaltaba la autora de nuestro reportaje, una jovencísima Ana Lumbreras, hoy delegada de EFE en La Rioja. Los propios títulos de otros reportajes posteriores (“Mujeres al timón de la exportación”, “Entre mujeres anda el vino”, etc.) son indicativos de la ‘normalidad’ adquirida por esa presencia de las mujeres en el negocio del vino. Solo ‘normalidad’, ni mucho menos equiparación. En eso, aún queda camino por recorrer, pero seguro que con una enóloga al frente del Gobierno se acortará. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja).

 

Deja un comentario

Archivado bajo Cultura del Vino

La “Parada en el Camino” propuesta por Don Jacobo, un buen ejemplo de iniciativa enoturística

Entre la diversidad de actividades programadas, Stendhal23Art expuso su arte de origen grafitero y pintó en directo una barrica personalizada para el evento.

Don Jacobo (Bodegas Corral) celebró su onomástica (Santiago Apóstol) a lo grande, con una jornada festiva en torno al vino, la gastronomía, la cultura, la música y el Camino de Santiago. El pasado 27 de julio los numerosos asistentes pudieron disfrutar de un completo programa para toda la familia, con catas de vino, visitas a bodega, rutas teatralizadas, talleres de manualidades, pintura sobre barricas, artes escénicas, juegos y mucha música, que culminó con la actuación en directo del grupo Revólver. Un gran éxito del que puede sentirse justamente orgullosa Martina Corral, presidenta del Consejo de Administración y cuarta generación al frente de la bodega, quien inauguró la jornada afirmando que “hemos recorrido un camino muy largo para llegar hasta aquí” -nada menos que 120 años- y agradeciendo la asistencia con el mensaje final de que “siempre tendréis las puertas abiertas si queréis volver a visitarnos”.

 Esta vocación de abrir sus puertas al mundo es relativamente nueva en las bodegas de Rioja -apenas 20 años-, pues en lo que realmente han concentrado históricamente sus esfuerzos es en que sus vinos estuvieran presentes en todos los rincones del mundo. Conseguido este objetivo, Rioja se ha volcado en el desarrollo del enoturismo con la fuerza y solvencia que le caracteriza. Y en este sentido, la iniciativa de Bodegas Corral es un buen ejemplo. “Una Parada en el Camino – Don Jacobo” ha sido una experiencia enoturística que ha aglutinado a amantes del vino y amigos del Camino de Santiago en torno a esa ruta de peregrinación a la que tradicionalmente ha estado indisociablemente unida la imagen de la bodega -su marca Don Jacobo hace honor a ello- debido a que es la única de la D.O.Ca. Rioja por la que pasa el Camino Francés hacia Santiago de Compostela y junto a ella se encuentran las ruinas del antiguo hospital de Peregrinos de San Juan de Acre.

De hecho, la jornada festiva comenzó con la actividad ‘Paseo del Peregrino’, un recorrido por el Camino desde las proximidades de Logroño hasta la bodega amenizado por varios actores y contó con la presencia del viajero, peregrino, reportero y periodista Francisco Contreras Gil, quien contó anécdotas, misterios y relatos sobre el Camino de Santiago. Además, una Ruta teatralizada que encantó a todos los asistentes y sobre todo a los más pequeños, permitió descubrir la conexión que tiene la bodega con el Camino. Los niños disfrutaron durante todo el día de un intenso programa de actividades y los mayores con degustaciones y música en directo que tuvo como colofón final el concierto de Carlos Goñi y su grupo Revólver.

Como aseguró Carlos Rubio Villanúa, gerente de la bodega, “son muchos los valores que el Camino de Santiago aporta a nuestra bodega: el esfuerzo, la hospitalidad, la vocación de abrirnos al mundo… y de ahí surgió la idea de celebrar el día de Santiago abriendo nuestras puertas para que amantes del vino y del camino se junten y vivan una experiencia enoturística diferente”. Nuestra enhorabuena a Bodegas Corral y a los organizadores del evento -Grupo Empresarial Criteria- por el éxito conseguido. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja).

 

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Cultura del Vino, ENOTURISMO

Enoturismo ‘inabarcable’

La Prensa del Rioja fue pionera en la promoción enoturística desde finales de los ochenta

Cuando hace ya algo más de tres décadas publicábamos en La Prensa del Rioja nuestro primer número especial dedicado al turismo, difícilmente hubiéramos podido imaginar esa cifra de 800.000 visitas anuales que según un reciente estudio reciben las bodegas de Rioja. El objetivo de aquella edición fue promocionar en la feria FITUR de aquel año los atractivos de nuestra región, entre los que el vino solo tenía aún una tímida presencia, no del gusto de todos, incluidos los propios bodegueros. Aún no estaba acuñado el término ‘enoturismo’ y casi nadie pensaba que las bodegas abrirían algún día sus puertas a los turistas, como ya ocurría en la clásica región de Burdeos o la floreciente y ‘moderna’ California, que mencionábamos en aquella época de finales de los ochenta como ejemplos muy interesantes a seguir. Fruto de aquella labor pionera en la comunicación enoturística, el Gobierno de La Rioja nos concedió en 1993 el Premio al Fomento Turístico y la Red Mundial de Capitales y Grandes Viñedos el Premio Best Of de Comunicación 2014 de Turismo Vitivinícola en su primera convocatoria.

Ahora ha cambiado tanto la percepción del enoturismo por parte del sector vitivinícola riojano, que la Denominación está asociada a través de esa red de Grandes Capitales del Vino a las regiones que antes fueran un referente para ella y es capaz de ofrecer “un destino turístico ya maduro y de alta calidad, cuyo impacto económico para la DOCa Rioja se evalúa en 166 millones de euros”, según datos facilitados por el Consejo Regulador. Más allá de los datos de visitantes y del número de bodegas que han abierto sus puertas a los turistas del vino con ofertas cada vez más atractivas, el indicador inequívoco de la gran transformación que se ha producido y del potencial que exhibe una región como Rioja es la intensa agenda de actividades que las bodegas programan actualmente para atraer a los turistas.

El éxito de actividades formativas dirigidas a la gestión del enoturismo, como la organizada recientemente por el Consejo Regulador, es buena prueba del gran interés que existe actualmente por su desarrollo. El próximo mes de septiembre, mi buen amigo y excelente profesional del marketing y la comunicación digital, Alvaro Cerrada, ofrecerá un taller en el Aula de La Prensa del Rioja en el que desvelará cuales son las estrategias clave para atraer visitas a la bodega optimizando la publicidad en Facebook. Considera Álvaro que aún queda mucho por hacer, ya que el sector del vino se está quedando atrás en el manejo de nuevas herramientas de comunicación digital y redes sociales.

Sin duda, “Rioja ha demostrado ser capaz de enamorar al visitante con paisaje, arquitectura, historia y gastronomía”, como escribíamos hace años y corroboran ahora los autores del mencionado estudio. Desde La Prensa del Rioja seguimos impulsando el turismo con iniciativas como la edición este año del libro y organización de la exposición ‘La Rioja Inabarcable’. Su objetivo es comunicar a través de la interpretación de 26 artistas riojanos los importantes recursos turísticos de la región, desde los monasterios y arquitectura urbana de sus poblaciones, a los paisajes de viñedos, ríos y montañas, pasando por las fiestas y tradiciones riojanas, lo que en opinión del director general de Cultura y Turismo del Gobierno de La Rioja, Eduardo Rodríguez Osés, resulta un gran acierto, pues los hace sin duda mucho más atractivos. Una nueva visión de esa Rioja auténtica que tiene nombre de vino y que invita al visitante a apasionarse con la magia de esta tierra. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja).

Deja un comentario

Archivado bajo Cultura del Vino, ENOTURISMO, PROMOCIÓN, Publicaciones

Felipe Nalda, enólogo: “Hasta la fecha, el cambio climático ha sido beneficioso en Rioja”

FELIPE NALDA, ENÓLOGO DE BODEGAS RIOJANAS
DESDE 1964 HASTA 2006 (FOTO MIGUEL HERREROS)

En un contexto de preocupación generalizada por las consecuencias del cambio climático, decir algo sobre este fenómeno que pueda sonar a positivo supone arriesgarse a ser encasillado entre los negacionistas o tildado de exceso de frivolidad. Asegura Felipe Nalda Frías, uno de los enólogos más prestigiosos de la vitivinicultura española, que uno de los factores que más han influido en la evolución de la enología en las dos últimas décadas ha sido “el cambio climático, que hasta la fecha ha sido beneficioso en Rioja, porque las uvas maduran mejor y los tratamientos son más eficientes”.

Felipe Nalda no es precisamente un recién llegado que busca notoriedad erigiéndose en líder de opinión. Hombre discreto y alejado de los afanes ‘estelares’ que tan frecuentemente encontramos en el mundo del vino, pertenece a esa estirpe de bodegueros que han fraguado la grandeza de Rioja y a una generación de enólogos que en la década de los años sesenta del pasado siglo fueron primeros actores de la revolución que experimentó esta denominación de Origen.

Desde el conocimiento que otorga esa larga experiencia, Felipe Nalda recuerda que hasta los años 70 algunas cosechas se perdían por enfermedades como el mildiu y el oidio”, como aquella del año 1972, en que no maduraron bien las uvas y no sabía qué hacer con ellas. Una situación muy difícil, sin duda el peor momento en su trayectoria profesional. Eran años de climatología muy adversa para la viticultura –“costaba que la uva madurara y había vendimias con nieve en la viña”- cuyas consecuencias negativas se han visto mitigadas en estas últimas décadas por el avance progresivo del denominado ‘cambio climático. Un cambio que, sin lugar a dudas, está afectando a los cultivos y modificando el carácter de los vinos, modificaciones que en algunas comarcas han resultado beneficiosas, como en opinión de Felipe Nalda es el caso de Rioja: “El cambio climático nos ha llevado por buen camino, de momento, pues ahora ya no se pierde una cosecha; al contrario, se garantizan”.

El maestro consagrado que en 1964, con apenas 24 años, tomó las riendas enológicas de Bodegas Riojanas, llevándolas durante casi medio siglo, habla de la evolución de la enología y de su propio trabajo con la humildad de los sabios.Ha habido un salto muy importante. Los años 80 fueron los de la incorporación de la tecnología, instalación para el frío, acero inoxidable, máquinas de prensado más eficientes… Ya entrada la década de los 90, nos dimos cuenta de la necesidad de que los enólogos saliéramos al viñedo para preocuparnos por la calidad de la uva, pues no éramos magos capaces de convertir uvas mediocres en grandes vinos”. A pesar de la incorporación de la tecnología, piensa que podemos seguir hablado de vinos de “elaboración artesana”, pues tenemos muchos más medios para que el proceso se desarrolle de la mejor forma posible, “pero nuestra intervención es solo para dirigirlo”. Y se muestra convencido de que, además del cambio climático, otro de los cambios más importantes que se han producido en la enología actual ha sido “la incorporación de mujeres a la profesión, por supuesto licenciadas”.

(Texto:  Javier Pascual, director de La Prensa del Rioja).

Deja un comentario

Archivado bajo Ciencia y tecnología del vino, PERSONAJES, Vinos y Bodegas

Legiruela, la uva que surgió del frío, escala los muros monacales. Investigadores descubren en Valvanera esta variedad adaptada a climas fríos.

Los monasterios, reserva espiritual y vitícola. En el de Valvanera, justo debajo de la plaza de la Hospedería, entre los arcos y el bar del albergue, trepa por el muro de contención de la explanada una planta de la variedad Legiruela.

Los monasterios no solo fueron durante siglos refugio del conocimiento, albergando con celo entre sus muros saberes en ocasiones prohibidos. Es bien conocido el papel que jugaron en algunos territorios como conservadores y transmisores de la viticultura y elaboración del vino. Hoy encontramos en el Monasterio de Valvanera, encaramado a 1.000 m de altitud a los pies del San Lorenzo, no solo un refugio para el espíritu, sino también para una de las cepas mejor adaptadas a los climas fríos, como es la Legiruela. La han descubierto investigadores de la Universidad de La Rioja / Instituto de Ciencias de la Vid y el Vino (F. Martínez de Toda, J. C. Sancha, P. Balda y J. Ibáñez). Y no por casualidad, pues tienen en su haber otros descubrimientos en nuestra región, desde ‘vitis silvestris’ a cepas de variedades prácticamente desaparecidas, que han sido recuperadas con éxito para nuestra viticultura. El resultado del análisis e identificación realizado en el Instituto de las Ciencias de la Vid y el Vino mostró que la cepa se correspondía con la variedad Legiruela, una variedad blanca especialmente adaptada a climas fríos, con una brotación tardía, que le permite escapar de las heladas de primavera, y una maduración muy temprana, que le permite madurar antes de que lleguen los fríos de otoño. Quien la plantó en Valvanera debía conocer su especial adaptación a esa altitud y su capacidad para madurar en esas condiciones y, por eso, recurrió a ella a pesar de no existir en el viñedo de la región. Debido al importante papel que jugaron en el desarrollo de la vitivinicultura, no parece descabellado pensar en opinión de los investigadores, que fueran los Benedictinos los responsables de la plantación y existencia de esta variedad en Valvanera, aprovechando sus conocimientos sobre viticultura y sobre el comportamiento de otras variedades de vid en zonas vitícolas europeas más frías.

En la próxima edición de La Prensa del Rioja publicaremos un trabajo del equipo de investigación sobre este descubrimiento, que tiene un especial interés en el contexto de la preocupación actual por los efectos del cambio climático sobre la viticultura. (Texto: Javier Pascual, director de La Prensa del Rioja)

Deja un comentario

Archivado bajo Ciencia y tecnología del vino, Cultura del Vino, Historia del vino, Vinos y Bodegas

Rioja cuenta ya con un centenar de ‘Educadores’ certificados de 22 países

 

El Consejo Regulador recibió en junio al primer grupo de la tercera promoción de ‘educadores de Rioja’, 15 aspirantes de nacionalidad china que disfrutaron de los valores y la cultura del Rioja en la propia Denominación.

El balance de las tres primeras ediciones del Programa Oficial de Educadores de Rioja, puesto en marcha por el Consejo Regulador en 2016, no puede ser más positivo: Rioja cuenta ya con 100 educadores certificados de 22 países. La acogida ha sido tan exitosa, que ha generado una demanda muy superior a la oferta de plazas disponibles por parte de profesionales muy cualificados que presentan sus candidaturas en cada nueva convocatoria. La iniciativa persigue captar a este tipo de profesionales con habilidades de comunicación y capacidad de influencia en sus respectivos países para que actúen como educadores homologados por el Consejo, garantizando así la calidad y rigor del conocimiento que transmitan de los vinos y de las experiencias que ofrece Rioja. La certificación se basa en un aprendizaje teórico ‘online’, así como en una formación práctica que se completa con una visita a la región.

Durante el pasado año 2018, 45 profesionales de todo el mundo cursaron la tercera edición del programa, una promoción que ha estado formada por tres grupos. Como novedad, España y China han contado en esta promoción con un grupo propio, ya que en ediciones anteriores ambos países habían representado más del 60% del total de las inscripciones recibidas, mientras que el tercer grupo ha estado formado por candidatos del resto del mundo. En la visita que realizó en junio al Consejo Regulador uno de los tres grupos de la tercera promoción de ‘educadores de Rioja’, integrado por 15 aspirantes de nacionalidad china, un estudiante del curso llamado Tu Xu aseguró que “la experiencia está siendo muy satisfactoria” y que la mejor manera de conocer y aprender los valores y la cultura de Rioja es mediante esta “inmersión en la Denominación, compartiendo tiempo con su gente”, de quien considera que “su generosidad y autenticidad son, sin duda, su verdadera riqueza”.

Los casi 300 candidatos que se presentaron a esta tercera promoción de educadores mostraban perfiles con amplia experiencia profesional y formativa en el mundo del vino, lo que dificulta una elección que necesariamente ha de ser muy selectiva para cubrir las plazas disponibles. El Consejo Regulador, junto a sus agencias de promoción en los principales mercados de Rioja, realiza esta selección en base al currículo, habilidades de comunicación y una experiencia profesional mínima en el mundo del vino de al menos dos años, bien sea en marketing, educación o sumillería, así como en el comercio y la distribución de vino. Los ‘educadores oficiales de Rioja’ podrán desarrollar actividades formativas por cuenta propia o por cuenta del Consejo Regulador o de las bodegas e importadores de Rioja. La certificación tiene una validez de 4 años y el requisito para renovarla es cumplir una serie de compromisos, como el de impartir un mínimo de actividades formativas, de las que el educador podrá expedir a sus alumnos diplomas avalados por el Consejo Regulador.

(Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja).

 

Deja un comentario

Archivado bajo Cultura del Vino