Archivo mensual: diciembre 2012

Reivindicación de los grandes reservas de Rioja

GRAN RESERVA 1El Cava es sin duda una bebida muy navideña, perfecta para brindar en cualquier celebración. Del mismo modo, los grandes reservas de Rioja son los reyes de la mesa en las grandes celebraciones protagonizadas por la mejor gastronomía, como ocurre en estas fechas navideñas. Quiero hoy romper una lanza en favor de este tipo de vinos tradicionales de Rioja, que no han gozado de una gran consideración entre los prescriptores, posiblemente afectados por la llamada “parkerización” del gusto. Frente a las modas globales, Rioja ha sido fiel a su estrategia y ha mantenido este estilo de vinos, auténticas joyas enológicas, leyendas fraguadas a lo largo de un siglo, vinos universales y únicos. Muy poquitos vinos en el mundo pueden encontrarse en las estanterías de las tiendas con un tiempo de envejecimiento tan prolongado como los tradicionales grandes reservas de Rioja. Son vinos muy selectos, ya que apenas se dedica un 3% de la producción de Rioja a este tipo de vinos, que destacan especialmente en las mejores añadas. Es sin duda en añadas excepcionales cuando esos exclusivos e inimitables grandes reservas de Rioja, elaborados con maestría por los enólogos riojanos, muestran todo su esplendor y justifican por qué para la mayoría de consumidores siguen siendo el paradigma del vino de calidad y ocupan un lugar de honor en la historia vinícola española. Algo que también la crítica especializada esta reivindicando de nuevo, tras un periodo en que estos vinos clásicos y “aristocráticos” por antonomasia habían sido eclipsados por los vinos vanguardistas.

Y es que “el vino de calidad permanecerá por los siglos, al margen de modas y conceptos”, como afirmaba Bartolomé Sánchez en la revista “Mi Vino”. Para este autor, “estos vinos riojanos tradicionales, con su perfumado bouqué, sus equilibrados y aterciopelados sabores, han satisfecho paladares de todas las capas sociales y siguen deslumbrando a millones de españoles”. José Peñín definía en “Sibaritas” al Gran Reserva como “el modelo tradicional riojano que ha dado renombre internacionalmente a la región” y que representa “un estilo particular e histórico de Rioja”. Este crítico proclamaba el “retorno a los clásicos, a nuestras viejas glorias más consagradas, que son un patrón para el resto de los vinos de Rioja y referente de los vinos envejecidos en el mundo”. El propio Jay Miller, “paladar” de Parker para los vinos españoles hasta que le despidió el pasado año, confesaba haberse sentido impresionado por los grandes reservas de Rioja, describiendo muy gráficamente que “había probado un vino de su misma edad (añada 1945) y lo había encontrado mejor que él”. El crítico americano declaró que “una de las grandes fortalezas de Rioja radica en sus reservas y grandes reservas”, una tradición y especialidad que a su juicio “no se debe perder”.

Otros periodistas especializados de renombre que escriben para algunas de las publicaciones más importantes de Estados Unidos también se han percatado de esta demanda de los consumidores por los vinos de Rioja de estilo más clásico. El pasado mes de octubre Wine Spectator dedicó a los vinos de Rioja la portada y varios artículos escritos por Thomas Matthews, el editor jefe de la revista, para quien “a través de los años, Rioja ha amasado una gran reputación como resultado de años de innovación e inversiones durante el siglo XIX, y es durante ese tiempo que se elaboró un vino que es ahora llamado clásico y que ha dado como resultado un tipo de vinos de corte fino y con unos matices excepcionales y únicos en boca a tabaco, frutas secas y especias”. Por otra parte, el crítico de vinos del New York Times, Eric Asimov, argumentó recientemente cómo los grandes reservas han ganado la partida a la tendencia de estilo a nivel mundial de vinos de intenso color, cargados de fruta y con mucho alcohol: “Estos agradecidos y elegantes vinos han conquistado la sensualidad, a través de un irresistible sabor en boca que te invita a saborearlo sorbo tras sorbo, y también la intelectualidad, a través de matices difíciles de alcanzar en otros vinos”. En el periódico más leído en Internet en Estados Unidos, The Huffington Post, Richard Jennings afirmaba que Rioja es la región que ofrece más calidad por el precio de cualquier otra región en el mundo: “Para aquellos consumidores que busquen vinos envejecidos sin tener que pagar precios desorbitantes, la región que ofrece la mejor calidad de este estilo de vinos es Rioja”.

Les invito a brindar en este fin de año con un gran reserva de Rioja por el nuevo año 2013, para que se haga realidad que ningún tiempo pasado fue mejor, pues lo mejor está aún por llegar. Incluso en el vino.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Cultura del Vino, Vinos y Bodegas

Bienvenida al ‘Descorche’ virtual con un brindis navideño

Esta época festiva y de celebraciones de la Navidad me ha parecido un buen momento para aterrizar en este territorio virtual de la comunicación global y estrenar este blog, que será una extensión más hacia nuevos lectores, si los hay, de los ‘Descorches’ que vengo publicando desde hace treinta años en medios convencionales, como la revista La Prensa del Rioja o el programa radiofónico ‘Ser de Vinos’, entre otros. Uno sigue apegado a la galaxia Guttemberg y no puede evitar cierto vértigo al introducirse en este magma caótico y casi infinito del mundo digital. Un cordial saludo de bienvenida a los que consigan encontrarme en él y un brindis con un Gran Reserva de Rioja a la salud de los que, además, tengan a bien leer estas líneas. Y para empezar nada mejor que un brindis literario.

Desde que se tienen noticias de la existencia del vino en la civilización, éste siempre ha sido un producto asociado a la fiesta, la celebración y, en suma, la vertiente lúdica de la vida. Cierto es el gran peso de su valor alimentario, pues como dijo Pasteur, “es la más sana e higiénica de las bebidas”. Pero abunda más en la literatura universal el elogio de las propiedades que le han convertido en fuente de alegría y placer para los seres humanos: “el vino convierte en oro el plomo de la vida”, describió magistralmente el poeta Omar Khayyam.

Parece, no obstante, que vivimos tiempos más propicios para la poesía melancólica de Bécquer (“es que tengo alegre la tristeza y triste el vino”, escribió) que para el canto a la vida y la sensualidad que encontramos en los versos de Omar Khayyam: “Puesto que ignoras lo que te reserva el mañana, esfuérzate por ser feliz hoy. Toma un cántaro de vino, siéntate a la luz de la luna y bebe pensando en que mañana quizá la luna te busque inútilmente”. Nuestro inefable Quevedo nos regaló la fórmula universal del éxito del vino para cualquier época y circunstancia: “no hay cuestión ni pesadumbre que sepa nadar: todas se ahogan en vino, todas se atascan en pan”.

El vino de Rioja ha sido el acompañante fiel de varias generaciones de españoles en muchos momentos de celebración, momentos felices que compartir con familiares y amigos. Hoy, cuando parece que esos buenos momentos escasean, desde la D.O. Ca. Rioja se ha querido recuperar el auténtico ‘espíritu del vino’, sus valores antiguos y modernos, y se ha lanzado a través de las redes sociales una iniciativa de comunicación que pretende poner un toque de optimismo bajo el lema ‘la cara positiva de la vida”.

Y es que siempre hay algún motivo para brindar con un buen vino, eso sí, siguiendo el sabio consejo de Don Quijote a Sancho: “se templado en el beber, considerando que el vino demasiado ni guarda secretos ni cumple palabra…”. Brindamos porque la Navidad siga siendo sinónimo de fiesta y alegría, más allá de los trajines y sinsabores que inevitablemente se suceden año sí y año también. ¡Por un feliz 2013!

Like This!

14 comentarios

Archivado bajo Vinos y Bodegas