Archivo mensual: marzo 2014

La importancia del origen en el vino

Declaration to Protect Place Press Kit - October 2011Según un estudio de mercado que realizó Nielsen hace casi una década para el Consejo Regulador de Rioja, el consumidor americano ponía la referencia del origen del vino por detrás del de la variedad de uva y de la propia marca del vino como principales aspectos que incidían en la decisión de compra. Sin embargo, hace un par de años, otro estudio similar evidenciaba la evolución que se estaba produciendo, ya que concluía que el público americano tiene una percepción muy firme y positiva sobre el papel que el lugar de origen de los vinos juega en las decisiones de compra.  

Resulta curioso que fuera precisamente en Estados Unidos donde surgió un movimiento para la defensa del modelo tradicional europeo de denominaciones de origen, mientras la propia legislación de ese país sigue presentando dificultades para el reconocimiento y defensa del nombre de las Denominaciones. La ‘Declaración Conjunta para la Protección del Origen y los Nombres de Procedencia de los Vinos’ fue originalmente firmada en julio de 2005 en California por apenas media docena de regiones vinícolas, a las que Rioja se sumó en la reunión celebrada en Nueva York en octubre de 2011. En ese momento ya eran 15 las denominaciones de primer nivel internacional que unían sus esfuerzos para reclamar una regulación que proteja los nombres geográficos de procedencia de los vinos y atienda la creciente demanda de los consumidores de veracidad en el etiquetado.  

Esta semana pasada se ha celebrado en la región francesa de Champagne una nueva reunión de esta plataforma, que cuenta ya con 19 denominaciones comprometidas en trabajar conjuntamente en la educación del consumidor y en abogar públicamente por que se asegure que los nombres geográficos de origen de los vinos sean protegidos y respetados a nivel mundial. El lugar de procedencia es clave en un vino y la protección de su origen geográfico la única vía para garantizar su calidad y evitar la confusión a los consumidores y el abuso de los que pretenden defraudar las características esenciales que hacen únicos a los vinos de cada región.  

Lo que me parece totalmente paradójico es que, mientras esto ocurre, siga habiendo políticos europeos que propugnan acabar con el sistema tradicional de regulación del sector del vino, es decir, las denominaciones de origen, para implantar un sistema ultraliberal más perecido al de los llamados nuevos países productores, como Australia, carentes de la tradición vitivinícola europea. Esto sí que es nadar contracorriente. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja)

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Vinos y Bodegas

‘Uvas de esperanza’, una gran novela sobre el mundo del vino con raíces riojanas

 

Sergio Allard con Javier Pascual y Edgar Pascual en la feria Vinexpo 2011.

Sergio Allard con Javier Pascual y Edgar Pascual en la feria Vinexpo 2011.

Aunque la literatura en torno al mundo del vino se ha incrementado exponencialmente en las dos últimas décadas, realmente son aún escasas las obras del género narrativo protagonizadas por las gentes del vino. La publicación reciente de la novela ‘Uvas de esperanza’ cubre un hueco importante en este sentido y sería motivo suficiente para comentarla, aunque sea en Chile donde se ha editado. Pero es que, además, se da la circunstancia de que su autor es un gran amigo mío y, por si fuera poco, la obra hunde de lleno sus raíces en la vitivinicultura riojana. 

El origen riojano de algunos protagonistas de la novela ‘Uvas de esperanza’ y la experiencia de su autor, Sergio Allard, como director de exportación de una de las principales bodegas de Rioja en los años noventa, vinculan muy estrechamente a esta Denominación con una obra dedicada fundamentalmente a narrar la expansión de la vitivinicultura chilena en el último medio siglo. Un apellido tan significativo en la reciente historia del vino riojano como Bezares se convierte también en protagonista del despegue de la industria vinícola chilena y su boom exportador. Localidades como Albelda de Iregua, próxima a la capital riojana, tradiciones como el ‘chateo’ por la calle Laurel o las chuletillas al sarmiento, salpican la narración que Sergio Allard ha construido con sorprendente habilidad y dotes literarias si se tiene en cuenta que se trata de su primera novela y que, como él mismo afirma, siempre ha sido un vendedor de vinos. 

Sergio Allard, nacido en la ciudad chilena de Valparaíso, estudió Derecho y desde 1975 ha dedicado su vida profesional a la comercialización internacional del vino, viajando por más de 80 países. Fue director de Vinos de España en Nueva York entre 1984 y 1992 y trabajó como director de exportación en importantes bodegas españolas como Osborne en Jerez y Bodegas AGE en La Rioja, así como en la Cooperativa Los Robles de Curicó y Viña La Rosa en Chile, a donde regresó con su familia en 1997. 

Sergio Allard vuelca en la novela con minuciosidad descriptiva su vasta experiencia en el mundo del vino, desde la viticultura, la elaboración y la comercialización, a la propia gestión de las empresas bodegueras. Una magna obra de 1.000 páginas, editada por Fondo de Cultura Económica, en la que dos personajes femeninos representan posiciones opuestas en relación al modo de administrar y comprender la industria vinícola, dando así cabida a la mujer en una época histórica donde por lo general estuvieron relegadas de las responsabilidades directivas. ‘Uvas de esperanza’ narra a través de las experiencias reales de sus personajes cómo se vio afectada la agricultura chilena por el boom vinícola de finales de los años noventa, la llegada de nuevos actores y la lucha entre dos bodegas por la conquista de los mercados internacionales del vino. El libro plantea una la reflexión novelada sobre la industria chilena del vino en su período de mayor expansión y sobre la evolución de la propia sociedad del país andino. 

Particularmente, en muchas partes de la narración me resulta difícil distinguir cuándo el autor se refiere de forma concreta a la realidad chilena, porque las situaciones y formas de actuar de los personajes son a menudo perfectamente extrapolables a la realidad cotidiana de la vitivinicultura riojana. Esta circunstancia me lleva a pensar en el denominador común que existe entre las viticulturas y la industria bodeguera de la mayoría de zonas vinícolas del mundo. Sin duda es una actividad que genera grandes similitudes entre quienes se dedican a ella. Imprime carácter. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja)

Deja un comentario

Archivado bajo Vinos y Bodegas

Objetivo China: claves para un buen posicionamiento de marca

salonvinosrioja_china2011La actualidad del vino de Rioja ha venido marcada durante las últimas fechas por la actividad promocional desplegada por el Consejo Regulador en China, un país que ha pasado en tan solo cinco años de ser un destino casi insignificante de nuestros vinos a concentrar una buena parte de las esperanzas del crecimiento futuro de las exportaciones. Y es que, aunque el consumo por habitante es aún muy pequeño, se trata un mercado de tal magnitud que algunos aseguran será en breve el mayor consumidor de vino del mundo. En el caso de Rioja, el crecimiento exponencial de las exportaciones ha situado a China entre los diez primeros importadores de Rioja, pasando de doscientos cincuenta mil litros en 2008 a dos millones y medio de litros en 2013. Por ello no es de extrañar que los bodegueros riojanos perciban cada vez más próximo el antes llamado ‘lejano oriente’ y estén prestos a viajar a él. Los representantes de 70 bodegas han presentado su oferta en el ‘III Salón de los Vinos de Rioja’ celebrado esta pasada semana en Pekín, Shanghái y Cantón. 

El interés del sector por conocer mejor las peculiaridades de un mercado en pleno desarrollo, ha motivado también que tengan muy buena acogida las iniciativas formativas promovidas por algunas instituciones y empresas. Es el caso de la jornada organizada por la empresa corchera DIAM para el próximo 9 de abril en Logroño con el título ‘Objetivo China: qué vinos hacer y cómo venderlos con éxito en el mercado chino de alta gama’. Esta cuestión del posicionamiento en los segmentos de más valor añadido es la que realmente interesa y preocupa a Rioja, porque la mayor parte del río de vino español que ha fluido hacia China corresponde a la gama baja del mercado. El referente de Rioja está en la imagen de marca que los vinos franceses han conseguido entre los consumidores chinos de alto poder adquisitivo y escasos conocimientos sobre el vino, deseosos de imitar el estilo de vida occidental. 

El programa de la Jornada DIAM se centrará precisamente en analizar la oportunidad de negocio para el vino de Rioja que representa el mercado del lujo en China. Contará para ello con la participación varios expertos en este mercado, entre los que destaca la figura de Demei Li, considerado por la prensa especializada internacional como uno de los diez asesores vitivinícolas más influyentes en el mundo del vino. Su ponencia en la VI Jornada DIAM permitirá conocer de primera mano las características del mercado del vino en China, gustos, tendencias, tipos de vino más consumidos y más reconocidos, cómo es su comercialización, la importancia del precio, e incluso la percepción actual del vino español en general y del Rioja en particular.  

Viajar a China es sin duda muy recomendable para afrontar con éxito el reto de posicionar bien las marcas de Rioja y diferenciarlas de otros vinos españoles y de sus competidores europeos. Pero contar aquí en Rioja con la presencia de expertos chinos que aporten esos conocimientos al sector representa una oportunidad que no hay que perderse. La cita: el próximo 9 de abril en la VI Jornada DIAM (descargar programa en PDF). (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja)

Deja un comentario

Archivado bajo Mercados, Vinos y Bodegas

Basque Culinary Center y Consejo Regulador de Rioja sellan el maridaje de gastronomía y vino

Rioja&BasqueCulinary2014_brLa alianza que ha suscrito el Consejo Regulador con una institución puntera en la creación y difusión de conocimiento en el mundo de la gastronomía, como es el Basque Culinary Center, no solo sella un perfecto maridaje entre gastronomía y vino, sino que posee un gran valor estratégico para la Denominación Rioja.La Facultad de Ciencias Gastronómicas que la Universidad de Mondragón creó hace tan solo cuatro años en San Sebastián, es una iniciativa de carácter privado, única en el mundo, que ha sido capaz de elevar al nivel de titulación universitaria la formación culinaria. Además de este ambicioso proyecto de formación, el Basque Culinary Center integra también un Centro de Investigación e Innovación en Alimentación y Gastronomía, así como una plataforma de eventos y promoción de productos y gastronomía. Su objetivo final es contribuir a través de la formación, la investigación y la innovación al desarrollo socioeconómico del sector gastronómico y alimentario, con una clara vocación internacional. Ejemplo de esta internacionalidad es que los más de trescientos alumnos con los que cuenta proceden de muy diversos países y deben hablar español e inglés. Fruto de la colaboración público-privada, el Basque Culinary Center cuenta con un patronato constituido por cocineros de referencia, entidades del sector del conocimiento, empresas privadas e instituciones públicas, a las que acaba de sumarse el Consejo Regulador de Rioja.  

Sin duda, la alianza entre dos instituciones de gran prestigio en el ámbito del vino y la gastronomía generará sinergias que permitirán divulgar y potenciar a nivel internacional nuestros vinos y nuestra gastronomía, dos referentes de la marca España en el mundo. Porque el Consejo Regulador, además de contribuir económicamente a que el Basque Culinary Center pueda alcanzar sus fines en las diferentes áreas de las ciencias gastronómicas, participará activamente en el desarrollo de proyectos educativos, de investigación y promocionales que tengan al vino como protagonista. En este sentido, cabe destacar la próxima creación de un Instituto del Vino, del que Rioja será patrocinador principal y miembro de su Comité de Expertos, que impartirá un Master en Sumillería y Enomarketing. Dentro de este Master, se diseñará un módulo específico para la Denominación, que incluirá estancias de aprendizaje en las bodegas de Rioja. También está previsto desarrollar conjuntamente cursos de formación sobre vinos de Rioja en diferentes niveles, que el Consejo podrá exportar impartiéndolos en todo el mundo dentro de sus campañas promocionales.  

Como bien sabemos en estas tierras del Rioja, el vino es una cultura y también un alimento. Y el vino de Rioja ha estado siempre vinculado muy íntimamente a la gastronomía en general y al mundo de la hostelería en particular. Estoy convencido de que se ha dado un paso muy importante para reforzar estos lazos históricos con el convenio de colaboración suscrito entre el Basque Culinary Center y el Consejo Regulador de Rioja, una colaboración que a buen seguro ofrecerá en breve plazo frutos muy interesantes. (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja)

Deja un comentario

Archivado bajo Ciencia y tecnología del vino, Cultura del Vino

Las contraetiquetas que certifican el envejecimiento en barrica de los vinos de Rioja cumplen 40 años

contraetiquetas_montaje AEscribía hace unas semanas en este espacio que el próximo mes de abril se cumplirán 40 años de la creación por parte del Consejo Regulador de Rioja de la primera contraetiqueta que diferenciaba a los vinos criados en barrica de roble. Aunque Rioja fue pionera en el control y la certificación del envejecimiento de los vinos, estos 40 años no es demasiado tiempo si tenemos en cuenta la tradición centenaria en la crianza en barrica y la existencia del Consejo Regulador desde hace 90 años. En realidad sabemos muy poco sobre la utilización de las contraetiquetas o documentos de garantía expedidos por el Consejo desde su creación en 1925 hasta mediados de los años setenta. El primer Reglamento del año 1928 describía así las características del sello de garantía: “Un rectángulo de papel fino de 3 por 4 centímetros de lado, en cuyo anverso llevará, en el borde superior del lado mayor, un espacio de medio centímetro de ancho para poder colocar en él su número correspondiente; en igual espacio del borde inferior la frase “Vino de Rioja”; en el borde de la izquierda y paralelo a él, el nombre “Marca”, y en el borde de la derecha igualmente la palabra “Garantía”; en el centro del sello y en todo su espacio libre, una alegoría apropiada a su objeto, y que el Consejo determinará, timbrándose por ahora los sellos a una sola tinta, llevando engomado su anverso”. Se conserva algún ejemplar de esta primera contraetiqueta, pero yo nunca he podido encontrar ninguna botella antigua que lo llevara. Es ya en las botellas de los años sesenta donde pueden verse contraetiquetas con el sello del Consejo Regulador, que en algunos casos eran creación de las propias bodegas, similares a las contraetiquetas informativas que utilizan hoy en día muchas bodegas.  

Fue por tanto a partir de abril de 1974 cuando se diferenciaron por primera vez con un modelo de contraetiqueta específico las botellas de Rioja de crianza, completándose la gama con las categorías de reserva y gran reserva a partir de 1980. Así ha permanecido hasta hoy esta clasificación oficial de los vinos de Rioja de acuerdo con el tiempo de envejecimiento en barrica, siendo obligatorio que toda botella de Rioja que sale al mercado lleve el documento de garantía del Consejo que le corresponda. Desde la perspectiva del tiempo es indudable que esta clasificación ha tenido un gran impacto en el desarrollo de la comercialización de los vinos de Rioja, que inician en la década de los ochenta un espectacular giro cuantitativo y cualitativo, consolidado en la primera década de este siglo XXI con la proyección hacia los mercados de exportación.  

La categorización de sus vinos de acuerdo con el criterio del envejecimiento en barrica de roble ha representado para la D.O. Ca. Rioja una excelente herramienta de marketing, que ha contribuido a fijar en el consumidor la imagen de una región especializada en el envejecimiento de los vinos y ha proporcionado un gran impulso al posicionamiento de los vinos de Rioja en los segmentos de más valor añadido del mercado. Un posicionamiento que tuvo un hito histórico en 1993 con la decisión estratégica de comercializar toda la producción de Rioja embotellada, prohibiendo la venta a granel. También ha contribuido al éxito de Rioja la fiabilidad del control establecido por el Consejo Regulador para la certificación de los vinos. Por ello parece absurdo que hoy se esté contemplando la posibilidad de cambiar este sistema de control a golpe de decreto, sin garantía alguna de que lo que se propone permitirá mejorar lo conseguido.  (Texto: Javier Pascual / director de La Prensa del Rioja)

Deja un comentario

Archivado bajo Cultura del Vino, Historia del vino